EN ALABANZA DEL MÁS PEQUEÑO

“Les digo que… el más pequeño en el reino de Dios es más grande que él.”
Lucas 7:28

Los discípulos de Juan habían venido a preguntar por Jesús. Después de que se fueron, Jesús contó la historia de Juan. Juan era un hombre que tenía gran celo por el llamado de Dios y, sin embargo, era malentendido por muchas personas. Jesús dejó en claro que Juan era un profeta, no una persona poseída por un demonio y haciendo cosas locas en el desierto. Jesús dijo que la misión de Juan era preparar el camino para el trabajo de Jesús como el Mesías.

Juan bautizó a muchas personas a nuevas vidas de arrepentimiento y perdón. Más importante aún, su ministerio preparó los corazones y las mentes de las personas para la venida del reino de Dios a través de Jesús, planificadas desde el principio de los tiempos. Y Jesús le dio a Juan el mejor cumplido que un Salvador podría otorgar, diciendo que “el más pequeño en el reino de Dios es más grande que él.” ¿Qué significa esto?

Las palabras de Jesús demostraron que Juan era un humilde y verdadero siervo de Dios y que también podía servir humilde y fielmente, trayendo honor al reino de Dios como creyentes en él, sin importar de dónde vengan. Jesús levanta a las personas que la sociedad llama intocables, indignas o no rescatables. Si usted y yo creemos esto, estamos listos para servir, porque él también nos exalta.

Querido Jesús, admito que necesito arrepentirme y ser perdonado. Muéstrame el camino hacia el reino, difundiendo tu amor y buenas nuevas para todos. Amén.

Cada Día De Hoy
Ministerio Reforma

Leave a Reply